Skip to content

Polvo inteligente

diciembre 29, 2007

Todavía admitiendo la pobreza de mis obsesiones, sirva de aviso a navegantes que no es este un escrito sobre el encuentro sexual en el que se lee a Shakespeare mientras dura el coito; ni tampoco aquel en el que se agitan las caderas de una Mesalina a la búsqueda de un embarazo conveniente, sino de nanotecnología. La empresa Intel y la Universidad de California en Berkeley han desarrollado ordenadores del tamaño de motas de polvo que funcionan de manera autónoma con la ayuda de pilas, y que hacen uso de enlaces inalámbricos para intercambiar información. La idea es liberarlos a millares en un área determinada con el fin de formar una red de sensores perfectamente conectada entre sí. Existe un sistema operativo denominado TinyOs que proporciona una serie de programas al polvo que hacen posible que se organice en redes específicas. El polvo inteligente ya ha sido probado para informar a las tropas en situación de combate, además de en ciertos proyectos relacionados con la biología de la conservación. Así por ejemplo, los ordenadores fueron “espolvoreados” alrededor de los nidos de un ave en peligro de extinción, que habita las costas del noreste de los Estados Unidos, con el objetivo de detectar variaciones microclimáticas en su hábitat natural. El polvo contenía sus propias baterías, sensores de temperatura, humedad, presión, luz, además de sus propios sistemas de transmisión-recepción. Los datos correspondientes se transmitían de unas motas de polvo a otras y, finalmente, a un ordenador que suministraba la información vía satélite y la volcaba en tiempo real en Internet. Me pregunto si estará disponible la información desde el interior de los pulmones del pajarraco. ¡Bah!, no importa. Los especialistas están discurriendo nuevas aplicaciones del polvo inteligente, entre las que se encuentran su uso en el diseño de juegos de ordenador interactivos, de tal forma que varios participantes alejados en el espacio puedan compartir experiencias sensoriales plenas donde se incluyan la vista, el oído, el olfato, el gusto y el tacto. Después de todo, es posible que el polvo inteligente alcance a ensuciar las obsesiones de este malo malísimo, Je, Je.

Anuncios
Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s